Discurso de Grado Lic. Educación - UCAB -

Para romper el silencio que me ha invadido esta semana - Por fin recuperé mi vida, así que no te quejes que yo también tengo derecho - he decido cumplir con lo que le prometí a mis colegas Licenciados.

Aquí te dejo el discurso de grado leído en el Aula Magna de la Universidad Católica Andrés Bello el 12 de febrero de 2009.

Hoy es un día en el que somos el centro de atención, es el día de nuestra celebración, mas aún que en nuestro cumpleaños, porque después de todo cada año cumplimos años pero no cada año nos graduamos. Pero creo que es un día para recordar cómo llegamos a donde estamos hoy.


¿Quiénes nos trajeron hasta aquí?

¿Quiénes son esas personas que conocimos durante el viaje?

¿Qué hicieron para impulsarnos hasta el HOY?

Y muchas otras preguntas que sólo cada uno de nosotros puede responder…


Y al recordarlos digamos ¡GRACIAS!


Gracias, al padre, a la madre, al abuelo o abuela, novio, novia, concubino, concubina, arrejunte, peor es nada, clavo, (porque dicen que un calvo saca otro clavo), amigo, amiga, ex-amiga porque te quito el novio, o lo que sea porque uno ve de todo estudiando y “estudiando” también ;-)


Gracias a la Universidad, por formarnos y por dejarnos no sólo conocimientos, si no valores; por buscar hacer de nosotros mejores seres humano, con conciencia y tacto social, con dignidad y crítica, con justicia y amor.


Sólo digamos ¡Gracias! Porque este logro no es nuestro sólo sino que es compartido y por eso tenemos una deuda y esa deuda también es con un país que apuesta por nosotros.


¿Alguna vez has oído la frase “Cada país tiene el presente que se merece”? Quizá has escuchado alguna parecida. Yo personalmente estoy de acuerdo con ella, lo que no significa ser cómplice de ella y ¡NO nos podemos hacer cómplices de esa realidad! es nuestra responsabilidad no asumir la posición que Venezuela “merece” sino la posición que Venezuela sueña, y ésas son dos cosas son muy distintas.


¡No seas cómplice, se Soñador!


Estas palabras no están dirigidas a “Nosotros” o para “Ustedes”; ellas son para TI que te sientes orgulloso de alcanzar un logro. Olvídate de todos los que te rodean por unos minutos y quiero que cuando me oigas decir “LICENCIADO”, lo escuches con tu nombre.


Licenciado, hoy quiero que te sientas orgulloso de este logro,

Orgulloso de ti mismo y de lo que has alcanzado,

De quién eres y de cómo haz cambiado,

Del ser humano en el que te has convertido,


Felicidades por eso. Pero NO quiero que estés conforme con ello. Éste no es más que un escalón en la larga lista de peldaños hacia tu éxito y a tu formación. Quizá éste sea el más pequeño de ellos.


Ésta es la meta más corta hacia un mundo de realidades soñadas, éste es el primer paso en la carrera de tu vida. Y te digo algo, ésta NO es una carrera de velocidad sino de resistencia, no importa llegar primero al final y sino Cuánto terrenos sembramos en el camino.


Aquí no le ganas a nadie, sino que ganas por otros,

Ganas por el que no puede correr solo, sino quien sólo puede correr contigo,

Corres por un país y la competencia es contra tus miedos y verdades, contra el monstruo de la mediocridad y la ignorancia,

La competencia es por Venezuela.


Un gran peso ¿no lo crees?


Pero tranquilo que todo viaje parece largo y difícil al empezar, o ¿no recuerdas lo lejos que se veía este día cuando por primera vez caminaste como estudiante de esta universidad? Hoy te das cuenta de lo corto que fue el viaje.


Me imagino que ya has oído mil veces el cuento de que “Tú eres la solución de los problemas de la nación”, “Tú eres el futuro y el presente”, “Tú eres la respuesta” y todo eso, pero yo estoy aquí para decirte que eso NO es cierto, no eres la solución ni la respuesta, por lo menos todavía no, pero SÍ esperas serla y eso es algo muy diferente y es algo muy bueno. Ése es el paso más importante hacia convertirnos en UNA de las soluciones; no debes escuchar lo que otros digan que debes ser, en palabras de Gandhi “tienes que ser el cambio que esperas ver en el mundo” esa es toda Tú responsabilidad. Y la mía.


Eres Tú, el filósofo y el educador, quien guía esta nación como un lanchero guía su bote, desde atrás, desde la base y abriendo camino para que los demás disfruten el viaje. Eres el anónimo guardián del futuro, y si ves a alguien nadando en el río, es tu trabajo, subirlo al bote y navegar con él; debemos ser Pescadores de Hombres.


No tienes permitido menospreciar tu profesión, de ser educador, filósofo, industriólogo; estás en la base de la formación y la creación de conciencia crítica del país. Y recuerda que el pasado está escrito pero el Futuro, NO.


No te preocupes porque estudiaste para el aula y no para la fama,

De que tu impacto no se mide en bolívares o dólares sino en sonrisas.

No puedes permitir que tu profesión de formar futuro sea ejercida por manos inadecuadas.


En tus manos, Licenciado, debe arder la llama de la entrega, la vocación, la esperanza y la justicia, porque quien no Espera lo Mejor, a ése, le espera lo peor. Y yo sé que Venezuela tiene como destino la ¡victoria!, y Tú lo sabes también.


Las riendas de tu país están en tus manos.


Ahora dime: ¿Qué piensas hacer con ellas?


Sólo Recuerda que el pasado está escrito pero el Futuro, NO.


Licenciado, No eres tu título, ni tu cuenta bancaria, mucho menos tu ropa o lo que hay en tu cartera, ni el trabajo que realizas o la empresa en la estás. No eres un color, ni rojo ni azul. Eres mucho más. Eres tus Experiencias y tus Sueños.


Tus Experiencias, cuentan tu historia, quién fuiste y en quién te has convertido. Y tus Sueños, hablan de tu futuro y tus esperanzas; de tus aspiraciones y de la persona que deseas ser. Siéntete orgulloso de quién eres, Licenciado, pero NO, Conforme.


Como Filósofo, Formas Conciencia Crítica y como Educador, Formas para el Futuro. Por eso creo que en cada filósofo hay un educador y en cada educador un filósofo. Porque tu labor es Formar Soñadores para Venezuela.

El mundo está cambiando y no es secreto para nadie que Venezuela también. Yo tengo un sueño y sé que es igual al tuyo.


Mi Sueño es ver a Venezuela tan grande como es Bella, y está en tus manos y en las mías hacerlo realidad. Sólo tenemos que dar un paso al frente.


Muchísimas Gracias.



Con mucho cariño para ti que eres Venezolano.

Comentarios

  1. Un gran discurso!
    Hace años que me licencié pero me has traido al recuerdo ese día.

    Un besito

    ResponderEliminar
  2. un par de cosas.
    De pinga todo, es bueno agradecer a los seres q se atraviesan en tu camino y te lo softean pues. Es cierto que mas de uno se apiada de tu alma cuando pasas la roncha estudiando y hay q saber decir GRACIAS. Pero ahi te falto, las gracias a ti mismo. Coh, yo soy de los que piensa q no importa cuanta ayuda recibas sino la aceptas y la abrazas para convertir esa energia en algo positivo, te iras al mismisimo demonio del olvido y de la inconclusidad. (esa palabra existe??)
    En fin, te felicito de corazon, un logro mas en la vida.
    Elegiste una de las carreras mas importantes a mi parecer personal en la construccion de un pais de una nacion del fuckin mundo Az. Siempre he pensado que la gente se muere mas de ignorante que de malaria. Si quienes nos educan tienen cañerias en la mente y no neuronas haciendo sinapsis no tenemos futuro, me alegro de que alguien como tu con quien he compartido un par de palbras xDD se haya inclinado por tal labor. Si bien mi carrera me enorgullece tambien, creo que es mas facil salvar vidas que salvar mentes. Tienes un trabajo mas dificil. EXito amigo.

    "GLORIA"!! (chiste personal) jijijiji.. me quedo con tu gloria mientras...? jaja

    ResponderEliminar
  3. En serio dijiste lo de concubinas y clavo??????
    aun asi...excelente discurso ;-)

    ResponderEliminar
  4. en serio mencionaste las palabras concubina y clavo???...aun asi...excelente discurso :-)

    ResponderEliminar
  5. Cronopia: Sí, si las mencioné... No hubiese sido yo sino se reían todos aunque fuera una vez y lloraran al menos otra. ;)

    ResponderEliminar
  6. Erga Azra, hermoso discurso. Mientras leía me imaginaba yo haciendo un discurso para mi graduación jajajajajaja. Creo que sería algo parecido repitiendo: JÓDANSE!! NO TRABAJEN PA QUE USTEDEN VEAN NOJODA!!! jajajajajaja

    ResponderEliminar
  7. pana, tremendo discurso! mis felicitaciones!

    ResponderEliminar
  8. Me sentí de nuevo en mi querida Alma Mater, bajo las nubes (sin plagio a Pedro Castillo) en el Aula Magna de la UCV junto a mis (ahora) colegas...compañeros de risas (¡paséeeee!) y llantos ("a Fulano le quedó la materia")madrugones, rumbas, riñas, etc. Sin duda, los mejores años de la vida!!! (digan lo que digan los camioneteros por pagarles "estudiante" con o sin carnet)
    Gracias, por recordarme lo "lejos" que parecia y lo "corto" que resultó al final.

    Yo sí no recuerdo media sílaba del discurso del orador, pero siempre aunque sólo hagan una larga pausa y te digan "Licenciado" es suficiente para generar las más increíbles reacciones. (Las borlas van y vienen)

    Te Felicito ("Nunca es tarde cuando la dicha llega")... PROFE!!!

    Jajaja... no estaba tan "pelada" al llamarte "Honorable Maestro" ves? sólo que ahora lo hago con propiedad... al final, lo que es del cura... ¡mosca con las chuletas y esquiva los taquitos!

    ResponderEliminar
  9. Morocha:¿qué pasó con tu discurso? ¿lo diste? [no es igual a "La diste" seamos serios que esto no es paja] ¿lo escribiste? ¿Cómo quedó?

    Martín: Gracias man, cuídese

    TereMaravilla: no estabas tan equivocada, yo no podría olvidarlo porque lo tengo guardado en mis documentos, en mis archivos y en el blog.

    ¡Joder! Todo lo que me costó escribirlo, pero de verdad fue un Honor.

    XD

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

9 Indicadores de que Tu "Mejor Amigo" Quiere Contigo ¡Mujer!